Estos “aparatos sexuales” son antigüedades en la actualidad, pero fueron los mayores exponentes de como la tecnología siempre estuvo orientada a dar placer a la comunidad femenina desde hace ya varios años.

Fotos: Lindesy Beal

 

Hecho de plástico y metal, el “Golpeador de belleza” incluía dos pequeños rollos que vibraban por medio de un motor eléctrico. Se fabricó en los Estados Unidos en el año 1940 por la Lektron Company.

Desde finales del siglo XIX ya se les daba publicidad en revistas y medios de prensa a los “aparatos personales” o “aparatos de masaje” para mujeres. Estos se publicitaban en los Estados Unidos y Reino Unido junto a otros artículos del hogar.

 

“La bola de agarre”. Diseño de plástico con motor eléctrico. Fue fabricada en la década de 1950. Fue publicitado como un “masajeador íntimo”.

En aquellos años eran catalogados como un aparato médico para el bienestar de la mujer, que luego derivaron en los actuales vibradores.

 

“La copa polar”. Aparato eléctrico fabricado en 1921 en Connecticut. En la punta posee una goma para masajear.

Los fabricantes de estos aparatos prometían que eran capaces de curar enfermedades como la sordera, dolores, anemia y “problemas de las mujeres”. También se usó para curar la “histeria” en las mujeres, enfermedad que fue diagnosticada por la medicina occidental y que era tratada con masajes pélvicos para su estimulación.

Aparato “La manivela”, diseñado y comercializado en 1880. Con el tiempo se definió como un “circulador de sangre”, en los Estados Unidos y Europa.

La fotógrafa estadounidense Lindsey Beal recorrió museos y antiguos edificios médicos en busca de información sobre estos aparatos femeninos para mostrar al mundo en una serie titulada Intimate Appliances (Aparatos Íntimos). Ella quería mostrar como desde hace ya muchos años la tecnología buscaba la forma de dar placer al sexo femenino. Además, en esta serie ella muestra el principio de funcionamiento de estos aparatos, algunos son mecánicos, otros de vapor y otros eléctricos.

“La nueva vida”. Este aparato fue fabricado en Wisconsin por la Hamilton-Beach en el año 1902.

“Agunos de estos instrumentos de alrededor de 1860 utilizaban una mecánica de vapor y se presentaban como una herramienta médica para tratar “problemas femeninos”. Afirma la fotógrafa. “Los cambios en la tecnología crean cambios en los materiales de los vibradores, en sus motores y en su diseño”.

“Modelo D”. Diseñado en Massachussetts. No existen registros de fecha de fabricación.

“Los vibradores reflejan la tecnología de una época, así como su cultura popular. Esto es tan cierto hoy en día como en el pasado”. Afirma la fotógrafa que todos estos artículos se vendían en cajas y los podías adquirir solo haciendo pedidos por catálogos especializados mediante correo.

“Super Dol”. Masajeador eléctrico fabricado en Japón en 1940. Diseñado en plástico en una base metálica. Se podía controlar la velocidad de la estimulación del masaje mediante un dial.

Afirma la artista que todos estos aparatos fueron eliminados de los medios de comunicación a partir de los años 1920.